Portada Actualidad La biblioteca infantil de Civican toma forma

La biblioteca infantil de Civican toma forma

43
0

El presupuesto de esta ampliación alcanza los 35.000 euros. El 15% de las personas inscritas en la biblioteca Civican son menores de 13 años, un 27% si tenemos en cuenta a todas las menores de edad. Unas 10.000 obras, casi el 25% del fondo total de la biblioteca Civican, están dirigidas al público infantil

Fundación Caja Navarra ha acometido este verano las obras de ampliación de su biblioteca infantil de Civican. El presupuesto de esta actuación ha sido de 35.000 euros y se ha realizado con el objetivo de ampliar la capacidad de almacenaje y visibilidad de las obras disponibles, así como poder mejorar los servicios de lectura.

Esta ampliación viene dada por la apuesta de Fundación Caja Navarra por la cultura y la educación, líneas fundamentales en el plan estratégico diseñado por la entidad para los próximos años. Estas obras se han complementado con las de mejora de la accesibilidad en Civican.

La labor diaria de esta biblioteca se centra en tres públicos diferenciados: el infantil, el escolar y el familiar. Más allá de la función de préstamo de libros, hay un trabajo de asesoramiento y acompañamiento al profesorado y a padres y madres para el fomento de la lectura y la elección de los títulos más apropiados a las edades e intereses de cada niño o niña.

Importancia de la literatura infantil

Hay algunos datos que reflejan la importancia del trabajo que se realiza en la biblioteca infantil y el carácter destacado de la literatura dirigida a ese público. Un total de 2.895 personas lectoras, de las 19.221 inscritas en la biblioteca Civican, son menores de 13 años. Si ampliamos este dato a menores de edad, la suma es de 5.078, casi un 27 % del total.

Así mismo, del total de 42.615 obras que conforman el fondo de esta biblioteca, 10.000 de ellas son infantiles, casi un 25 %. Cabe destacar el importante esfuerzo de selección de obras por parte de este equipo de bibliotecarias. Pese a la amplitud de la oferta editorial (a modo de ejemplo, en 2006, se publicaron 9.000 nuevos títulos para público infantil y juvenil), el número de obras al que la población infantil accede de modo generalizado es muy reducido y, casi siempre, según criterios comerciales.

Por ello, se considera prioritario conocer a fondo la oferta editorial para poder recomendar obras de calidad y que puedan responder a los intereses y necesidades culturales de este sector de la población. La realización de centros de interés y guías de lectura, iniciativas que este equipo realiza con regularidad, están dirigidas a este fin. Las familias y los centros escolares, en cuanto mediadores en la promoción lectora son los principales destinatarios de buena parte de dichas actuaciones.

Programa Biblioteca-Escuela

En relación con el público escolar, la biblioteca Civican desarrolla cada curso todo un conjunto de acciones enmarcadas en el programa “Biblioteca-Escuela”. Así, el pasado año 2017, 101 centros escolares navarros (de educación infantil, primaria y secundaria) realizaron visitas (en castellano y euskera) a la biblioteca infantil, en ellas participaron 2.315 estudiantes. Si se contabilizan los últimos 15 años, la cifra total asciende a 1.653 sesiones en la biblioteca, con la participación de 41.176 escolares, lo que supone una media anual de 110 visitas y 2.745 escolares.

Si tenemos en cuenta el total de visitas didácticas realizadas en la Red de bibliotecas públicas de Navarra, se puede observar que, aproximadamente, el 50 % de ellas se realizan en la biblioteca Civican.

Junto a las visitas escolares, Fundación Caja Navarra colabora con numerosos docentes y responsables de bibliotecas escolares a través del préstamo colectivo, prestando lotes temáticos que amplían el radio de acción bibliotecaria hasta el ámbito escolar.

Las obras realizadas en la biblioteca infantil Civican amplían en 16 metros cuadrados la superficie de la sala de lectura, así como la capacidad de almacenaje (el recrecimiento de las estanterías permite albergar 1.000 nuevos ejemplares). Además, se ha adquirido mobiliario específico para fondos especiales (audiovisuales, revistas…), nuevos expositores para libros y módulos más flexibles que permiten una mejor redistribución de las distintas zonas de la biblioteca (zona de estudio, de prelectores…).

Refuerzo de programas y nuevas iniciativas

Esta ampliación favorece el desarrollo de los programas de promoción lectora habituales, que este curso refuerza muchas de sus propuestas e introduce algunas destacadas novedades.

Se afianza el programa “Biblioteca-Escuela”, un conjunto de actuaciones con las que se pretende dar a conocer los recursos bibliotecarios y fomentar los hábitos de lectura entre niños y jóvenes. Además de las visitas a la biblioteca, se ofrece una serie de servicios y recursos de apoyo para el profesorado. Este curso se mantiene la oferta habitual a los centros, con propuestas dirigidas a todos los ciclos educativos.

Por otra parte, las obras de ampliación de la biblioteca ofrecen una mayor posibilidad de mostrar el fondo bibliotecario y dar mayor visibilidad a las obras de los escaparates y centros de interés temáticos. Como se ha venido haciendo durante estos años, las guías de lectura que se distribuyen en la biblioteca recogen posteriormente los títulos de estas muestras bibliográficas.
Así, tras las actuales selecciones dedicadas a los superhéroes y al Sahara, la biblioteca ofrecerá en otoño nuevas propuestas que seguirán favoreciendo el acceso a lecturas diversas, más allá de los grandes éxitos o la oferta del mercado.

La biblioteca infantil mantiene su oferta habitual de clubes de lectura, reforzando los existentes e introduciendo nuevas propuestas:
– Mirador de cuentos: club para personas adultas interesadas por la literatura infantil y juvenil. Periodicidad mensual
– El viernes… TBO: club infantil de cómic. A partir de 10 años. Periodicidad semanal.
– Bucclub: club juvenil de lectura. A partir de 12 años. A partir de octubre, se refuerza, pasando a tener una periodicidad semanal.

Este año, además, se propone un nuevo club de lectura para familias con bebés nacidos en 2016 y 2017. El objetivo de esta iniciativa es el de acercar la lectura a los más pequeños y favorecer su presencia como un elemento de vínculo familiar.

El programa de voluntarios de lectura se mantiene, después de 15 años consecutivos. Este conjunto de personas acerca todos los lunes las mejores historias de los libros a los más pequeños en una sesión de lectura de cuentos en voz alta titulada “De viva voz”. Este otoño se ha preparado para ellos un taller específico para seguir perfeccionando sus destrezas de lectura.

Así mismo, continúan todos los miércoles las sesiones de “La hora del cuento”, con narración oral en castellano, euskera e inglés. Se trata de una actividad muy afianzada dentro de la programación habitual del centro.

Como complemento de este tipo de iniciativas, en 2018, se ha puesto en marcha la denominada Joko-tk, una sección dirigida al público adolescente: una colección de juegos de mesa para compartir en pequeños grupos y disfrutar, los sábados y días de fiesta escolar, de las mañanas bibliotecarias.

Horarios:

Biblioteca infantil (de 0 a 12 años)
De lunes a viernes, de 17.00 a 20.00 horas
Sábados (a partir del 15 de septiembre) y vacaciones escolares, de 10.00 a 14.00 y de 17.00 a 20.00 horas.

(43)